¿Te interesó este artículo?
Recibe cómodamente todas las actualizaciones de aergenium vía RSS o por e-mail.
Suscribete gratis ahora

Aerojoint se disuelve por discrepancias entre sus socios

El cluster Aerojoint Grupo Aeronáutico, constituido hace menos de un año por seis empresas sevillanas y una gaditana se disolverá formalmente el próximo miércoles.

La corta aventura de la agrupación de empresas acaba por 'discrepancias entre los socios sobre el planteamiento de la sociedad y los ritmos de inversión', aunque 'el plan fundacional sigue vivo' y el cluster prevé renacer con la parte de sus actuales miembros que 'mantienen una sintonía sobre el futuro y el rumbo de esta sociedad'.

El grupo nació en Julio de 2008 impulsado por la Consejería de Innovación, como forma de unir fuerzas para conseguir suficiente masa crítica industrial y financiera que le permitiera optar a grandes paquetes aeronáuticos del nuevo consorcio andaluz Alestis, o de Airbus y EADS.

Da ahí su heterogénea composición: las empresas sevillanas Inespasa y Meupe, especializadas en mecanizados, la factoría de montaje Aerosur, la ingeniería Aerosertec, la consultora Ceiva, y finalmente Sofitec y la gaditana Easy Industrial Solutions, especializadas en materiales compuestos.

Lecciones no aprendidas

Como advertimos en su día, la conciliación de intereses entre tantos socios es difícil, especialmente con unos acuerdos fundacionales diseñados pensando en nadar y guardar la ropa, que permitían a las empresas integrantes presentar ofertas conjuntamente o competir de forma invididual. Una estructura que, según algunos de los protagonistas de Andalucía Aerospacial, repitía algunos de los errores de aquella otra aventura fallida.

Quizás por esto la alianza nunca ha llegado a desarrollar una imagen de marca, ni se ha proyectado hacia el exterior de forma integrada, enviando delegaciones individuales de los distintos socios a todos los eventos en que han participado durante su corta vida, como la feria de Farnborough o la reciente misión a Estados Unidos.

Los momentos difíciles son inevitables en todo proceso de consolidación. Si no se han quemado las naves, la tentación de abandonar puede llegar a ser demasiado fuerte. Los empresarios andaluces aún no se atreven a jugar con cerillas, pero en vista de la que se avecina, es posible que sea la crisis quien tome la decisión por ellos.

Vía Diario de Sevilla

4 comentarios:

  1. Er Saimon dijo...
  2. "EL TAMAÑO SI IMPORTA EN AERONAUTICA"
    Aerojoint fue una iniciativa muy loable cuyo espíritu tenemos que seguir alentando, en otras culturas no tan latinas se respetan los fracasos y se anima a seguir en el empeño. Yo desde aquí animo a estos empresarios a que lo sigan intentando y que como Eurojoint, aerojuntos, umi o lo que sea, no dejen de unir fuerzas porque los tiempos de cambio siguen presionando, deslocalizaciones a Marruecos y Mexico están a la orden del día presionando "por abajo", Tiers 1 que aprietan presionando "por arriba", etc, solo con más capacidad se podrá defender el negocio. El eslogan viene a resumir en una frase lo que muchos entendemos como un "must" para seguir en esta guerra a largo plazo.

  3. aergenium dijo...
  4. Totalmente de acuerdo contigo, Simón. No he querido hacer leña del árbol, ni mucho menos poner en duda que la única vía para sobrevivir es unir fuerzas. Al contrario, opino que si no ha funcionado ha sido por quedarse corta.

    ¿Es sólo que pesa demasiado la mala experiencia de Andalucía Aeroespacial? ¿Cuál es el freno? Muchas de estas empresas están dirigidas por sus propios fundadores ¿Se debe a que las ven como proyectos personales y se resisten a ceder el control de sus criaturas? ¿Hay que esperar a una nueva generación de gestores profesionales? ¿Podemos esperar?

    Detalles como difundir una imagen corporativa, un logo y una marca reconocible, son pasos simbólicos, pero envían un mensaje importante hacia el exterior y denotan una actitud. Ojo, porque la propia Alestis aún no ha dado este paso.

  5. Er Saimon dijo...
  6. Primero decir que Andalucía Aeroespacial (AA) no fue un fracaso, decenas de ingenieros se formaron alli, y están hoy trabajando en el sector en Andalucía. Si el Dornier 728 hubiera salido bien, hoy sería un éxito, cuando la pusimos en marcha en 19993 no podíamos imaginar que en 2000 el 40% de la carga de trabajo del sector iba a ser de AA. El aeronáutico es una actividad que requiere largo plazo y mucha financiación, es un tópico pero verdad, sin embargo no SE estuvo a la altura de las circunstancias entonces y SE dejó morir. Hoy SE pagando caro aquel error, SE está poniendo dinero de un determinado origen para tener un tier 1 al precio que sea y la dirección industrial no tiene ese determinado origen, ¿me se entiende? ¿me se escucha?.
    Claro que los empresarios no quieren abandonar su empresa para ponerse en manos de una nueva dirección, es humano, ¿sabes lo que les costó tener un nº de proveedor? empresas creadas por sus padres y que les ha dado todo lo que tienen. Pero son empresarios y si les ponemos las cosas claras y se estableciera un plan y unas gerantías de desarrollo estratégico, como se ha hecho con otros, ellos pondrían todo lo que tienen en el proyecto. Pero tiene que ser garantía al mayor nivel ¿Sabes la de historias que te podría contar? de dejarse llevar por lo que un jefecillo de construcciones le prometió si se compraba tal o cual equipo, invertir, y no darle ni una hora de trabajo al equipito. La gente ha aprendido a ir con cautela, eso es todo..

  7. uno que va y dice dijo...
  8. Reflexión de Seth Godin sobre las joint ventures titulada
    "Why joint ventures fail so often" y que viene al pelo de la discusión.

Publicar un comentario en la entrada