¿Te interesó este artículo?
Recibe cómodamente todas las actualizaciones de aergenium vía RSS o por e-mail.
Suscribete gratis ahora

Game over


Normalmente no suelo hablar de temas personales en el blog, pero hoy voy a hacer una excepción.

Habréis notado que los dos últimos meses ha habido un descenso notable en la frecuencia de publicación de artículos. La razón es que he estado bastante ocupado organizando mi boda, un proyecto que, al menos para mí, rivaliza en complejidad y supera en importancia a cualquiera de los programas aeronáuticos de los que solemos hablar en estas páginas.

Después de muchos preparativos y mucha ilusión, mañana es el gran día. Casi todo lo que podía fallar ha fallado (el lugar de celebración, el catering, el barman, las fotos...) y afortunadamente se ha ido resolviendo, así que ya estoy preparado para relajarme y disfrutar.

Como me dijo ayer un amigo, sólo hay dos días en la vida en que uno consigue reunir a tanta gente importante y querida: uno es la boda, y el otro el funeral, que no se disfruta igual.

A los que estáis preguntado cuando volverá aergenium a recuperar el ritmo habitual de actividad, todavía os tengo que pedir un poco más de paciencia. Las próximas cuatro semanas estaré de luna de miel. Me voy lejos, y voy a hacer un esfuerzo consciente por desconectarme.

Entretanto, Rubén se queda a los mandos de la nave.

¡Nos vemos en Noviembre!

M. Heredia

4 comentarios:

  1. José María Gutiérrez dijo...
  2. Hola, pues nada, desde Pool de Comunicación (Gabinete de Prensa del Cluster Aeroespacial vasco Hegan) te deseamos lo mejor para tí y tu mujer.
    Saludos
    José María Gutiérrez

  3. aergenium dijo...
  4. Muchas gracias Jose Maria (desde el aeropuerto de Singapur, camino de Melbourne)

  5. Jose M / Sandglass Patrol dijo...
  6. Enhorabuena!!

    no podia dejarte el comentario, pero te mande un e-mail ;)

    Si vuelas en el 380... ¡¡¡querremos fotos!!

  7. aergenium dijo...
  8. Hola JM, muchas gracias por la enhorabuena. La verdad es que ha sido un lio importante pero ha merecido la pena. Efectivamente, hemos volado en el A380 y tengo algunas fotos, no muy buenas pero algo es algo.

    Lo que si me ha vuelto a impresionar es la diferencia de servicio entre las companias asiaticas (esta vez Singapore Airlines, pero ya me paso con Thai y con Qatar) con respecto a las europeas (Lufthansa, Iberia o British). Es otro mundo: muchos mas detalles, personal mas atento y amable... y encima mas baratas. Mas vale que las europeas espabilen. Lo mismo con el aeropuerto de Singapur: sillones de masaje, cines, un cargador para el movil y un mariposarium, todo gratuito, dispensadores de un producto antibacterias para las manos en los ascensores y los servicios (por el tema de la gripe), todo exquisitamente limpio, bien senalizado, un gusto. Incluso nos transfirieron el equipaje entre dos companias diferentes (Lufthansa y Singapore) sin tener que cogerlo de la cinta nosotros. Tambien es verdad que despues tuvieron un problema y el equipaje llego dos horas tarde, pero nos lo llevaron al hotel y nos dieron una compensacion por las molestias.

Publicar un comentario en la entrada