¿Te interesó este artículo?
Recibe cómodamente todas las actualizaciones de aergenium vía RSS o por e-mail.
Suscribete gratis ahora

Connecting the dots

Probablemente habréis notado una cierta disminución en la actividad de aergenium en los últimos meses.

En parte se debe a varios proyectos personales que han ocupado parte de mi tiempo recientemente.

Hoy quería hablaros de uno de ellos y compartir con vosotros una reflexión y un vídeo.



En abril de 2009, un antiguo compañero de colegio que trabajaba en Talentia dió casualmente con aergenium en la web, y contactó conmigo para que escribiese un artículo recomendando estudios internacionales de postgrado relacionados con la aeronáutica.

Yo mismo tenía planes de hacer un MBA 'algún día'. Aquel primer contacto con el programa de becas Talentia, y el pequeño análisis del mercado que hice para escribir el artículo despertaron la inquietud dormida, aunque en aquel momento no cumplía los requisitos para pedir la beca ni mis circunstancias profesionales me permitían plantearme la aventura.

Dice Paulo Coelho que 'cuando quieres realmente una cosa, todo el Universo conspira para ayudarte a conseguirla'. Este verano pasado, una cadena de acontecimientos inesperados despejó los obstáculos y vi mi oportunidad. Los tres meses de procesos de selección han merecido la pena, y la próxima semana comienzo el Executive MBA de la HEC Paris gracias a una beca Talentia.

Si no fuera por aergenium, quizás mi antiguo compañero no me habría contactado, yo no habría oído hablar de Talentia, este verano no habría estado tan pendiente de la oportunidad que se presentó, y probablemente hoy seguiría planeando hacer un MBA 'algún día'. 

Cuando empecé el blog en mayo de 2008 era imposible predecir a donde me llevaría. No tenía perspectivas de obtener un beneficio personal directo, aunque estaba seguro de que sería enriquecedor y de alguna manera merecería la pena. Hoy es evidente la relación causa-efecto entre aergenium y la oportunidad para hacer un MBA en la que el Financial Times considera la mejor escuela de negocios de Europa.

Como ocurre frecuentemente, estas conexiones (las consecuencias de nuestras decisiones) sólo son evidentes cuando se vuelve la vista atrás. Steve Jobs, el CEO de Apple, expresó esta idea mucho mejor de lo que yo nunca podría hacerlo en su discurso de inauguración del curso 2005 en Stanford. En traducción libre:
'No puedes predecir cómo se conectarán los puntos mirando hacia adelante, sólo puedes conectarlos mirando atrás. Tienes que confiar en que los puntos se conectarán, 
de alguna manera, en el futuro. Eso te dará confianza para seguir a tu corazón.' 
Os dejo el vídeo del discurso completo (subtitulado), porque no tiene desperdicio.

Vista previa

Se el primero en dejar tus comentarios.

Publicar un comentario en la entrada